Centro de Estética Ana Marco

976 730 481 | ana@esteticaanamarco.com

¿Qué es la Bioestimulación?

Actualmente, un tema que preocupa tanto a hombres como a mujeres es el cuidado y tratamiento de la piel. Principalmente para evitar que aparezcan signos prematuros de envejecimiento cutáneo o para conseguir reducir los ya existentes. Por ello, en este post os contamos todo lo que tenéis que saber sobre la Bioestimulación, un nuevo método de combatir la aparición de los signos de la edad.

¿En qué consiste la Bioestimulación?

La Bioestimulación se trata de una técnica muy novedosa que consiste en reducir los signos del envejecimiento de la piel, como son la aparición de arrugas, las manchas o la flacidez. Se redefine la zona tratada a través de los distintos tratamientos efectuados. Además, como se obtienen unos resultados muy naturales, se suele realizar como un método preventivo ante la aparición de los primeros signos de la edad.

Este tratamiento combate principalmente la pérdida de elasticidad de la piel, una característica propia del paso del tiempo. El colágeno es una proteína, presente de forma natural en la piel, cuya función consiste en dar tonicidad y aportar un aspecto más terso a la piel. Como es de esperar, la producción de esta proteína decrece de forma gradual con el paso de los años, y es aquí, donde entra este tratamiento, la Bioestimulación.

Esta técnica consiste en extraer sangre del paciente, para separar el plasma sanguíneo y obtener las plaquetas, este proceso se conoce como PRP (Plasma Rico en Plaquetas). La parte más rica en plaquetas es inyectada de forma intradérmica, estimulando la producción de colágeno y elastina. Esto, implica unos cambios visibles en la piel. Sus efectos se traducen en una piel más tersa, luminosa y de mayor calidad. La Bioestimulación se realiza a través de PRP, ya que, al ser una sustancia biológica fabricada por el propio organismo del paciente, no se padecerá ninguna reacción alérgica durante el tratamiento.

Tipos de Bioestimulación

Dado las ventajas y los beneficios que aporta la Bioestimulación mediante PRP, este tratamiento se ha extendido del ámbito corporal al capilar. De esta forma, además, de los tipos que distinguimos a continuación, seguramente en algunos años podremos hablar de la Bioestimulación en muchos otros ámbitos.

Estos son los principales tipos de Bioestimulación que encontramos actualmente.

Bioestimulación facial:

Es uno de los principales tratamientos antienvejecimiento que ayuda a desintoxicar, nutrir y mantener equilibradas las células de la piel. Con ello, se consigue la disminución de las arrugas de expresión y las manchas del sol más marcadas en la piel. Además, recientemente se está utilizando este tratamiento para combatir las ojeras aportando mayor luminosidad al rostro.

Bioestimulación corporal:

Es un tratamiento en el que se combinan varias técnicas. Principalmente, se trata de problemas como las estrías y la flacidez corporal localizada, fundamentalmente en los brazos, la cara interna de los muslos, rodillas y glúteos.

Estos problemas surgen debido a unos hábitos sedentarios y a una mala alimentación. En ocasiones, estos problemas pueden ser reversibles con un cambio en la dieta o con la práctica continuada y regular de ejercicio físico.

El principal objetivo de este tipo de Bioestimulación es redensificar los tejidos y la piel de la zona deseada. De esta forma, se levanta y reafirma la zona deseada aportando un aspecto más terso y elástico a la piel de la zona deseada.

Bioestimulación capilar:

Debido a las ventajas de este procedimiento se ha desarrollado para la zona capilar. Este tratamiento detiene la caída del cabello y estimula el crecimiento de pelo nuevo. Esto es debido a que se producen nuevos vasos sanguíneos y colágeno, ambos, indispensables para que se produzca la regeneración capilar.

El procedimiento de Bioestimulación capilar es similar al explicado anteriormente, donde la inyección de plasma sanguíneo es adecuada para favorecer el crecimiento capilar. Estas células de la sangre inyectada en el paciente tienen una concentración muy alta en plaquetas, superior a los niveles normales. Estas permiten que, tras el procedimiento, el proceso de cicatrización, coagulación de la sangre y la regeneración celular sea en un periodo muy breve y sin apenas molestias para el paciente.

En este tipo de Bioestimulación capilar se ha comprobado que el plasma extraído del paciente e inyectado posteriormente en este mismo, es capaz de actuar sobre el folículo piloso. Se trata de la zona de la piel con una gran concentración de células madre y gracias a la cual se da el crecimiento del cabello, donde se inyecta el plasma. Tras dicha inyección en el folículo piloso se produce un aumento del tamaño de este. Por eso, este tratamiento está recomendado para personas que sufren de alopecia leve o moderada, donde se mantenga la raíz capilar, aunque su crecimiento sea débil.

Precios

Aunque parezca un tratamiento muy complejo, esto no se traduce en un precio elevado. Dado a la longitud del proceso, y, en relación, a procedimientos estéticos similares, su precio resulta bastante atractivo. Si estás pensando en realizar este tratamiento hemos buscado los precios aproximados por sesión.

El precio puede oscilar entre unos 280 euros hasta unos 350 euros aproximadamente en función de la clínica que elijas para el tratamiento. También, existen ofertas disponibles para este tratamiento, donde hemos encontrado que por tres sesiones de este proceso se nos ofrece un pecio entorno a los 750 euros.

Resultados

Como hemos mencionado anteriormente, tras las primeras aplicaciones del tratamiento ya se comienzan a ver los resultados. Siendo apreciables desde los primeros días, pero el resultado completo se observa en torno a los 20 o 25 días tras su aplicación, donde la piel se encuentra más tersa y llena de vida.

La duración de la Bioestimulación por PRP dura alrededor de un año, y tras el cual, se necesitará una sesión de refuerzo, para que se mantengan los resultados óptimos del procedimiento. La Bioestimulación destaca debido a sus resultados naturales frente a procedimientos de cirugía plástica como puede ser el Botox.

Esperamos haber resuelto todas vuestras dudas con este blog. Si estás pensando en realizar este u otro tratamiento anti-age, no dudes en visitar nuestro centro de estética Ana Marco, donde te informarán sobre cualquier duda que tengas acerca del tratamiento que desees.

 

¡Hasta pronto!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies